miércoles, 1 de septiembre de 2010

Ventorrillo de Santa Clara. Málaga

Ya hablamos en su momento de un gran clásico en Málaga que es comer en los Montes.
En esta ocasión acudimos al Ventorrillo de Santa Clara. Sin duda es el lugar donde mejor he comido de todas las veces que he ido a los Montes.
Está claro que “comer en los montes” es un estándar. No se puede ir en pleno régimen, ni contando calorías. Los chorizos, morcillas, lomos en mantecas, y casi todo frito debe existir. Prácticamente en cualquier sitio comerás bien, pero como en todo, hay sitios donde se disfruta más y donde se hacen mejor las cosas.



    Carretera del Colmenar, km 557 (Carretera de los Montes)
    MÁLAGA.
    Tlf. 952 253 391

Para empezar el lugar es muy bonito. Al aire libre y con buenas vistas, o cubierto en una especie de patio acogedor.

Aunque no nos engañemos. La estética del lugar está bien y tal, pero podría estar en el Palacio Real que si no me ponen una buena comida... poco tienen que hacer conmigo.


Y mejor que contar, ver y contar. Porque una imagen vale más que mil palabras... y yo me pregunto ¿Cuánto vale una imagen y unas pocas de palabras? ¿Por qué nadie se ha preguntado eso nunca? ¿Y vale menos una imagen que mil y una palabra? Así que yo, en otro alarde de innovación voy a poner imágenes acompañadas de palabras.

Empezamos, como no, con un lomo en manteca colorá que levantaba a un muerto. Viva el hiperproetismo. Muy interesante el reguste picantito que dejaba la manteca.


Las morcillas, una de mis debilidades, realmente exquisitas. Cuando yo me había comido tres o cuatro trozos me empecé a dar cuenta que mis compañeros de mesa le estaban quitando el pellejo a la morcilla... ¿Es preocupante que ni me diera cuenta, doctor?


Algo tan casero y simple como los huevos fritos con patatas demuestran lo evidente y deliciosa de esta comida. Todo muy bien frito.


Como ya he dicho más de una vez, es muy difícil que unas berenjenas con miel ¡¡de caña, fundamental!! estén malas. En este caso estaban excepcionales.


Ensalada de atún con pimientos. A mis acompañantes les encantó, a mí no demasiado.... y es que los pimientos ya preparados de lata se quedan a kilómetros de los asados a la antigua.


Lo acompañamos tripitiendo refrescos y/o cervezas y con un aceptable Balbas

 
Para terminar y aunque pegaba café (y más teniendo en cuenta que luego íbamos a ir a tomarnos un helado) me pedí un postre, faltaría más. Una tremenda cuajada casera con un poquito de miel, frutos secos y pasas.


Todo a 10 Euros por persona, aunque también es cierto que no pedimos carnes ni ibéricos, otros de los clásicos, lógicamente más caros.
Así que ya saben, ambiente agradable, comida sin florituras pero bien hecha, servicio atento y precio más que razonable.


mailonpix.com

5 comentarios:

Kikas dijo...

CB, cambia de amigos, que son muy pijos
Quitarle la tripa a la morcilla...¡a quien se lo cuente!
¿Qué pasa? ¿Qué tu eres como esa gente que se pone morado de proteinas y se pide una C Cola light?
¿Qué religión prohibe tomar postre y café?

Carrascal Bollo dijo...

Jejeje, gracias Kikas confiaba plenamente en tí.

Algo tan obvio para mí y ser yo el único que lo hace... menos mal que has venido tú aquí a llevarme por el buen camino, jaja.

¡Viva la morcilla "entera" y el postre y el café!
Además estaba buenísimo...

Jordán Abellaner dijo...

Porqué ¿de qué está hecha la tripa de la morcilla? Menuda pérdida de tiempo quitársela, ¿verdad? Es lo que tú dices, mientras se la quitas a una rodaja, ya podrías haberte comido un par de ellas.
Felicidades por la recomendación

Fran dijo...

Buen lugar nos aconsejas Carrascal Bollo. A mi me encanta escaparme a estos sitios de vez en cuando para recargarme de calorías.
Y 7eEse lomo en manteca me ha llegado al alma.....no tanto la morcilla con su pellejo, jeje.
Lo apunto para futuras salidas domingueras.Un saludo.

Anónimo dijo...

os felicito con la calidad y cantidad de comida que peneis en los platos magnifico el precio y por supuesto el servicio.!viva el plato de los montes. que hace tiempo no me comia uno igual!

Publicar un comentario en la entrada